-call me freak-

muchas veces, lo que al principio me encanta, después me rompe las pelotas.

13 comentarios:

German R. dijo...

A mí me pasa lo mismo, pero que no se enteren porque eso hacen los histérico.

Juicy mandarine dijo...

Mmm. Acuerdo con Germán... que no se diga, señora nosoytumamá.
Una vez escribí, sobre una actitud mía: "Será un tic, una de esas cosas que mis amantes han sabido adorar al principio y terminar aborreciendo al final". ¡Ahora entendí todo! Jajajaja.
Bueno, pensándolo mejor también puede uno odiarlos porque son el símbolo de aquel otro al que queremos olvidar; y odiando algunas cosas, es más fácil proceder al olvido.
(me despido, pensativa y cabizbaja)

Signaturio dijo...

Freak

Anónimo dijo...

me parece que nos pasa a todos..
¿el secreto quizás esté en aprender a dosificar(se)?
besos gente
la kika

lojustoylonecesario dijo...

tal cual, y muchas veces lo que al principio nos rompe las pelotas termina siendo tierno e hiper abrazable, y muchas veces, cuando te das cuenta es tarde.
Me dio el romanticon...jajaj
me debe estar por venir

BEsiiN

Lo justo y lo necesario

muuuua!

Ale dijo...

Me parece que depende de la dosificación.

Ponele que le decís a alguien "me gustan los ositos de peluche" (lo cual es absolutamente aborrecible, sépanlo, pero bueno, es un ejemplo) y esa persona te regala un osito de peluche por día. Fuck!

En cambio, si te regala uno cada tanto, está bien, es un lindo detalle.

La dosificación es muy importante, y encontrarle un ritmo natural a esa dosificación, también, porque si no se vuelve histeria, casi siempre.

Igual es como natural que los hombres, en nuestra desesperación por agradarle a ese género que nos atrae y nos resulta completamente inexpugnable al mismo tiempo, tomemos el menor comentario o indicio de que les gusta algo como una invitación a repetirlo compulsivamente, como si fuera una fórmula que nos garantiza el mismo efecto cada vez que se repite.

Sí, es un poco tonto, pero generalmente cierto.

Kika dijo...

ay
MAESTRO ALE!
esta confirmación que hace con su post me hizo, primero, feliz.
Acto seguido me planteó nuevas dudas.
Mire si estoy entendiendo la naturaleza de las relaciones???? Cómo se sigue???
ay
Yo voto para que Ud. tenga su 0600 o un "llamá al asterisco 1225 desde tu celular y recibí los consejos del maestro ale".

brevemente iluminada, les dejo a todos un afectuoso saludo (antes de entrar en pánico)

Ale dijo...

No es extraño que coincidamos, Kika, creo que muchos de nosotros somos personas forjadas en la misma herrería celestial (o vaya a saber si celestial, pero soñemos).

Te aconsejo que no me tomes muy en serio, igual, eh.

Anónimo dijo...

jajajajajajja, ok.
y si, por algo nos cruzamos en aquellos lares y estos y los demas.
(igual, yo que vos me la pienso la del 0600!)
me voy a soñar, baccio a tutti.
kika

Sebastian dijo...

Uf. las veces que pasa, ojala fuera al reves: que lo que nos cansa al principio despues nos termina gustando.
Saludos

RATA dijo...

Tipico...

Paula, la malvada dijo...

Es muy común!!
jaj

Eri dijo...

Y frustrante!

muy lindo todo, saludos :)